Nuestra Mente atomiza, analizando...nuestro Corazón integra, incluyendo. Desde ambos progresamos..., Entendiendo
Objetivo del Blog:
¨Expresar, comunicar y difundir los informes, textos, estudios y bases geográficas que respaldan al Plan Territorial El Hoyo¨

jueves, 17 de noviembre de 2011

Suelos de El Hoyo

Click sobre las imágenes para ver a escala legible

Introducción por el Ing. Omar Peña Rosich
Suelos de la Zona

Según lo expresado precedentemente en el punto en que trata la geomorfología de la zona, vemos que se hace un tanto difícil hablar de suelos en un paisaje del tipo descripto. Esto es debido a que los rasgos geomofológicos predominan sobre los edafogénicos.
El suelo es una función determinada por los siguientes factores:

S = Mm + T* + H + t + R + V

En donde Mm significa material madre y sus características inherentes, T* significa la temperatura. H la humedad que se desenvuelve en ese medio. T es el tiempo real que transcurre y R es el relieve del lugar. De la interrelación de estos factores formadores, surgirán las distintas clases de suelos, ya que modificando algunas o todas estas variables, el resultado puede ser muy diverso.
La variable T* parece tener una incidencia mucho más definitoria en el tipo de suelo que se forme, ya que si mantnemos todas las demás variables constantes y modificamos solo la temperatura, el resultado es como el día y la noche. Imaginemos un suelo desarrollado durante 10.000 años, en esta zona y uno en misiones. Creo que no hay que ser muy avezado en la materia para ver las diferencias.
Es importante esclarecer esta cuestión aquí, en esta zona, a los efectos de concienciar por qué los resultados que obtienen los productores, no son del todo los mejores.
La temperatura edáfica de la región, está apenas en el límite del 0 (cero) biológico, esto implica que la materia orgánica que se recicla en el suelo, es lábilmente descompuesta por los microorganismos, como esta materia orgánica es la proveedora más importante de los macronutrientes Fósforo y Nitrógeno, que son fundamentales para el crecimiento de las plantas, vemos el porqué de los magros resultados agrícolas, aún en aquellos que se esfuerzan en mantener cultivos orgánicos, con adición contínua de restos orgánicos:
¨estos NO SE DESCOMPONEN, ¡ se turbifican !
Habría que pensar para esta zona en cultivos bajo cubierta sobre todo para hortalizas.
En situaciones puntuales y sobre todo en microrrelieves, podemos hacer una breve descripción de horizontes pedogénicos. Donde hay drenaje interno del suelo se constatan epipedones úmbricos (horizonte de diagnóstico superficial) lo que sumado al tiempo de desarrollo nos pone frente al orden de suelos ¨Inceptisoles¨. Donde el drenaje es imperfecto, hay intragradaciones dentro de este orden, pero con limitaciones agrícolas (suelos gley) – horizonte de disagnóstico superficial - , donde el drenaje no existe, cambia el orden a ¨Histosoles¨, turberas o suelos boj, en las inmediaciones de cauces de agua, el orden prevaleciente y sus intragradaciones se llaman ¨Entisoles¨.
Los suelos, desde el punto de vista Taxonómico y no se su Uso, se clasifican en:

Orden
Suborden
Gran grupo
Grupo
Por ejemplo, un Tipic Umbrandept nos habla de


Los suelos de esta zona son jóvenes, es decir que el predominio de rasgos geomorfológicos por sobre los edafogénicos, sumado al factor de gran importancia que es la T*, no permiten la maduración de horizontes.
En algunos lugares se encuentran suelos Rúpticos, esto significa que hay suelos que iniciaron su formación en tiempos pretéritos, pero que los aluviones, procesos fluviales o glaciales, los han enterrado, a veces hay hasta tres suelos enterrados.
Por ejemplo, los suelos de la provincia de Buenos Aires, son suelos maduros, con gran desarrollo de horizontes pedogénicos.
En contraposición, los suelos de misiones son seniles, el proceso de degradación térmica los ha dejado en una expresión solamente de sesquióxidos de Aluminio y Hierro (Plinita).
Los suelos de zonas desérticas son esqueléticos.

Cuadro
Esqueléticos

Aumtenta la Temperatura Jóvenes Todos los factores formadores
Maduros producen Inter. y extragradación
Seniles

Para la determinación del Uso de suelo agrícola, en condiciones de secano y de riego, se utilizan distintos tipos de clasificaciones, en las que se determina la aptitud en categorías, por ejemplo, cereales, pasturas, pastizales, forestales, hortalizas, frutales, etc. Algunas categorías altas permiten varios de estos cultivos, y las mas bajas, son cada vez más específicas y acotadas a condiciones especiales. En estos casos, el perfil que se sigue son razones económicas que no siempre son las más indicadas a un proceso de conservación y cuidado de la ecología.


Estudio de Suelos a Nivel Serial del área de los valles de El Hoyo y las Golondrinas realizado en 1999 por el Ing. Alberto Ongaro para el Prosap.

Recordemos que los estudios de suelo sesgados al Uso Agropecuario de los espacios puede realizarse a distinto nivel de profundidad. Los niveles de profundidad los da la escala y precisión en que fueron realizaod obviamente. Este tipo de estudios se realizan usualmente dentro de la siguiente clasificación de acuerdo a la escala en que haya sido realizado:

De mayor a menor
Orden
Su Orden
Clase
Sub Clase
Serie y
Locatario
En la formación de los suelos regionales es sustancial comprender el efecto

Puede encontrar el documento .pdf original adjunto en el siguiente Enlace:
https://sites.google.com/site/geografiatematicasolidaria/el-hoyo-1/suelos-de-el-hoyo




Conclusiones:



Sin ninguna duda en Las Golondrinas se encuentran los mejores suelos evaluados por este estudio que olvidó la morena lateral que separa al valle del Desemboke - y bueno, me gusta con k - y los pocos suelos contenidos dentro de ese estrecho valle


https://sites.google.com/site/geografiatematicasolidaria/el-hoyo-1/suelos-de-el-hoyo

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada